Cómo tener un Sex Friend y no morir en el intento

Cómo tener un Sex Friend y no morir en el intento

Es la tendencia entre las treinteañeras. Mujeres ejecutivas, resueltas e independientes han estado marcando una tendencia en los últimos años al buscar, al igual que amistades con las que comparten gustos o hobbies, un amigo sexual sólo para tener relaciones sin compromisos ni sentimientos. No se trata ni siquiera de un ‘amigo especial’ sino que simplemente alguien con quien tener sexo sin tapujos ni restricciones, pero también sin obligaciones posteriores. Y es que no necesariamente el placer sexual va ligado al placer amoroso o al amor en sí mismo.

Las reglas o acuerdos en este tipo de relación son esenciales para que esto resulte y nos resultes complicada o herida. Porque fijar que ‘no vale enamorarse’ además de lo teórico debe llevarse a la práctica y es ahí donde todo puede echarse a perder.

+Debido a que los encuentros pueden ser reiterativos, la atracción física puede ampliarse a admiración intelectual y afectiva, por lo mismo, es necesario ir comunicando lo que se va sintiendo. Es importante, siempre, darle claridad a la relación y no guardarse sensaciones.

+Elegir muy bien al amigo sexual. Esto es, idealmente uno con el que ya hayas tenido relaciones sexuales y el resultado haya sido increíble.

+Tener la confianza suficiente para poder jugar sin estar preocupadas de cómo nos ven o de si tal posición nos favorece o no. La idea es que haya tal conexión que se permita libremente probar, jugar y sentir en toda la amplitud de la palabra.

+Se respetan mutuamente y, por lo mismo, no se juzgan por el actuar y no indagan más allá en sus vidas. Es decir, nada de preguntar si sale con alguien más o si está enamorado. No escarbar en su corazón, idealmente.

+Hay buena disposición para el sexo y no se cuestiona nada.

+Ambos son solteros.

+No debes esperar gestos de su parte, ni llamadas al día siguiente, ni mensajitos cariñosos, menos un espontáneo (o no tanto) ‘te quiero’.

+No elijas un Sex Friend que te deje la sensación de que ‘podrías tener algo más con él’. Sólo debe hacer crecer tu libido.

+No se permiten actividades extras al encuentro sexual. Es decir, no vayan al cine, ni a comer, ni a cumpleaños…

+Y, esto grábalo en tu cabeza, tu ex pololo NO puede ser tu Sex Friend. El riesgo de querer revivir viejos tiempos mezclará sentimientos con deseos, quedando absolutamente aniquilado el trato inicial.

 

 

 

Compartelo...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Comenta

*